En la tercera edición de las cinco que se van a llevar a cabo en toda la región a lo largo de 2017 sobre esta materia se han formado voluntarios de Protección Civil Fuensalida, Huecas, Portillo de Toledo y Torrijos.

Este curso que imparte la Escuela de Protección Ciudadana, en colaboración con el Instituto de la Mujer, tiene como objetivo sensibilizar y dotar de los conocimientos básicos en esta materia a los voluntarios de Protección Civil.

El Gobierno de Castilla-La Mancha, a través de la Escuela de Protección Ciudadana, forma a un centenar de voluntarios de Protección Civil de la región durante 2017 en identificación y prevención de distintas formas de violencia de género.

Esta formación se lleva a cabo en cinco cursos, en modalidad presencial, que se imparten en las cinco capitales de provincia de la región con el fin de facilitar la asistencia a los más de 4.100 voluntarios de la Comunidad Autónoma.

Hasta la fecha se han celebrado tres de las ediciones del curso, en concreto, las que han tenido lugar en Guadalajara, Cuenca y Toledo, esta última en las instalaciones de la Escuela de Protección Ciudadana, con la asistencia de 19 voluntarios de diferentes agrupaciones de Protección Civil de la provincia.

Así, en esta última edición del curso se han formado voluntarios de diferentes agrupaciones toledanas, entre ellas la de Fuensalida, Huecas, Portillo de Toledo y Torrijos.

El director general de Protección Ciudadana, Emilio Puig, y la directora provincial del Instituto de la Mujer en Toledo, María Rosario Navas, han inaugurado el curso en la Escuela de Protección Ciudadana, agradeciendo a los alumnos asistentes su interés por acudir a esta acción formativa, dejando a un lado sus ocupaciones o su tiempo de ocio.

Puig ha resaltado que la formación es esencial a la hora de disponer de unos grupos de acción ante situaciones de urgencia y emergencias que sean capaces de dar una respuesta coordinada, rápida y eficaz. Este curso, que se imparte en colaboración con el Instituto de la Mujer, tiene como objetivo sensibilizar y dotar de los conocimientos básicos en esta materia a los voluntarios de Protección Civil.

De esta forma, el curso está diseñado para que los voluntarios de Protección Civil adquieran los conocimientos necesarios para identificar los signos presentes en los distintos tipos de manifestaciones de la violencia de género y tengan así las herramientas suficientes para poder denunciar este tipo de situaciones.

El director general de Protección Ciudadana ha subrayado que en materia de violencia de género la prevención es una de las claves para conseguir erradicar este grave problema social, para lo que es necesario la implicación de toda la sociedad.