La directora del Instituto de la Mujer de Castilla-La Mancha, Araceli Martínez, ha dicho este miércoles, en relación al acto contra la violencia machista convocado por la Delegación del Gobierno en la región, que «contraprogramar está feo».

Durante su comparecencia en la Comisión de Mujer de las Cortes regionales, donde ha dado cuenta del informe de la ley de Prevención de Malos Tratos y Protección a las Mujeres Maltratadas en 2016, Martínez ha llamado la atención sobre el acto de la Delegación del Gobierno, que será el mismo día, en la misma provincia y «casi» a la misma hora que el anunciado por la Junta.

Ha recordado que el Gobierno de Castilla-La Mancha anunció a comienzos de noviembre que el Día Internacional contra la Violencia Machista tendría lugar este año el 24 de noviembre en Torrijos.

Pese a ello, la semana pasada la directora del Instituto de la Mujer recibió una invitación del delegado del Gobierno para asistir a «otro» acto relacionado con la violencia machista «el mismo día y en la misma provincia», en Talavera de la Reina.

Martínez ha señalado que la Delegación del Gobierno «está en su derecho» de hacer un acto «paralelo», aunque ha recalcado que es «llamativo» que sea «casi a la misma hora».

Por su parte, la diputada del grupo parlamentario socialista Pilar Callado ha tachado de «desleal» y «partidista» programar un acto el mismo día y ha incidido en que el Gobierno de Castilla-La Mancha lo anunció en primer lugar.

Sin embargo, fuentes de la Delegación del Gobierno han negado rotundamente estas acusaciones de Araceli Martínez y el PSOE y aseguran que no hay contraprogramación alguna. «Se hace el día 24 para dejar a la Junta de Comunidades el día 25, que es la fecha importante», afirman.