El teniente de alcalde de Fuensalida, José Jaime Alonso, ha lamentado que el actual Gobierno socialista tenga “paralizado” el proyecto de la circunvalación de la localidad, algo que a su juicio supone un freno en el crecimiento industrial del municipio, “el único con más de 10.000 habitantes” que no cuenta con una infraestructura de este tipo en la región, y que es “un proyecto imprescindible para que las empresas se instalen en el polígono industrial”.

Así lo ha asegurado en una entrevista con Europa Press, afirmando que con la construcción se garantizaría “un movimiento de mercancías que no altere el funcionamiento del municipio”, para que “no sea peligroso” y que haga que las mercancías “circulen con más rapidez y seguridad”.

Esta es una obra que el Ayuntamiento “no podría ejecutar al ser una competencia de la Junta”, ya que el Consistorio tendría que expropiar terrenos y eso “no lo permite la Ley”.

El primer teniente de alcalde ha dicho que en Fuensalida aún quedan muchos proyectos por hacer, entre ellos ha asegurado que en este año 2018 el Ayuntamiento va a intentar acometer la construcción de la piscina cubierta, “una demanda de toda la ciudadanía”, que supone una “inversión bestial”, ya que no es una competencia municipal, pero pese a eso “tendremos que hacer un esfuerzo e intentar construirla”.

Sobre el proyecto de la multinacional suiza Bell Food Group Alonso ha aseverado que la apertura se producirá “a mediados de 2019”, ya que la empresa tiene unos plazos, que el edil está convencido que conseguirán, además ha añadido que el grupo Bell estuvo a punto de modificar el proyecto inicial y adquirir dos parcelas más enfrente de la que se está construyendo, para “dejar más suelo de reserva para futuras ampliaciones y sacar el nodo logístico enfrente”, pero como esta situación retrasaría el proyecto “se descartó desde Suiza”, aún así “no descartan, según vayan creciendo, trasladar el nodo logístico y dejar la parcela principal sólo para producción”.

A nivel de formación, Alonso ha afirmado que desde el Ayuntamiento de Fuensalida se va a poner en marcha una “importante campaña” para que los chicos del municipio se puedan formar de cara a ser competentes cuando estas empresas estén en funcionamiento y de esta manera “adelantarnos para que cuando hagan el proceso de selección, la gente tenga la cualificación para optar a esos puestos”, esto “garantiza estabilidad y bienestar al municipio”, algo que “nos hace sentirnos orgullosos de Fuensalida”.

Sobre su posible candidatura a la alcaldía de Fuensalida, Alonso ha dicho que si el PP determina que debe ser el candidato, lo asumirá, ya que “nunca” ha dicho que no al partido, pero ha añadido que lo asumirá del mismo modo y de buen grado si lo es otro compañero o si tiene que continuar el actual alcalde, Mariano Alonso.

Ha asegurado que su objetivo será “lo que José Julián Gregorio, María Dolores de Cospedal y Vicente Tirado decidan”, ya que independientemente del cargo “siempre he pedido estar vinculado a mi pueblo”, porque esta es “una buena manera de mantener los pies en el suelo”.

“Estoy convencido de que el PP presentará al mejor candidato, al mejor equipo de personas, que hará posible que Fuensalida siga siendo uno de los pueblos mas prósperos de Toledo y de Castilla-La Mancha, en muchos casos sin el apoyo de las instituciones gobernadas por el PSOE”, ha asegurado el parlamentario ‘popular’.

En cuanto a la política provincial, el edil ha aseverado que “Fuensalida está siendo discriminada” por el presidente “más sectario que ha tenido nunca la Diputación de Toledo”, ya que lo que está haciendo Álvaro Gutiérrez “no lo había visto en ningún gobierno provincial”.